Martes, 13 Marzo 2018 23:00

Igualdad, ¿para cuándo? / Invitada: Dra. Patricia Olamendi

Escrito por México Social
Valora este artículo
(1 Voto)

Patricia Olamendi

 

 

 

 

 

Como cada 08 de marzo, en muchos países del mundo se celebra el Día Internacional de la Mujer. Sin duda, esta fecha constituye una valiosa oportunidad para reflexionar en torno a los retos y desafíos que aún enfrenta el Estado mexicano para garantizar el acceso pleno a las mujeres de sus derechos y transformar las condiciones estructurales de desigualdad e inequidad que persisten en nuestro país

Este año, el Día Internacional de la Mujer se suma a un movimiento mundial sin precedentes por los derechos de las mujeres en el que se enmarca la lucha contra el acoso sexual, la violencia y la discriminación contra la mujer con importantes movimientos como #MeToo en Estados Unidos, #YoTambién en España, México y otros países de América Latina, y la campaña  “Ni Una Menos” contra el feminicidio que surgió en Argentina y que se ha extendido a otros países de la región, entre ellos México.

Y es que en los últimos años la situación de violencia y ataques contra la vida e integridad personal en contra de las mujeres ha alcanzado niveles alarmantes. Datos del INEGI evidencian que en nuestro país entre 2012 y 2016 se cometieron 13 mil homicidios de mujeres, es decir, un promedio de 2 mil 600 homicidios cada año.

Además, de acuerdo con el Sistema Integrado de Estadísticas sobre Violencia contra las Mujeres en los últimos 10 años la violencia contra las mujeres no ha disminuido, pues en 2006 se estimó en 67% el porcentaje de mujeres que han vivido algún episodio de violencia a lo largo de sus vidas; en 2011 el indicador fue de 62.8%, mientras que en 2016 se registró un nuevo incremento para ubicarse en 66.1%.

Destaca, asimismo, el porcentaje de mujeres que acude a recibir atención médica debido a la violencia familiar. Así, en el año 2010, del total de las mujeres que acudieron a servicios médicos por lesiones, 12% reportó haber sufrido el daño como resultado de violencia familiar; en 2011 creció a 14.4%; en 2012 subió a 18.2%; en 2013 se ubicó en 20%; en 2014 creció nuevamente a 22.9%, mientras que en 2015 el indicador llegó a 26%; es decir, una de cada cuatro mujeres que recibió atención médica por lesiones lo hizo como resultado de la violencia familiar.

Frente a este panorama, el Día Internacional de la Mujer debe ser un llamado sobre la urgencia de acelerar las acciones y diseñar políticas públicas integrales y eficaces, capaces de erradicar los estereotipos, las prácticas discriminatorias, las constantes agresiones, los actos de abuso y la violencia de que son víctimas las niñas y las mujeres en nuestro país.

 

Mira el programa en: 

Olamendi

Visto 1257 veces