Escrito por 5:00 am En Portada, Fernando Díaz Naranjo, Notas

De ideologías políticas, acciones y otras cosas

Cuando hablamos de populismo lo primero que se nos viene a la mente es que es un concepto que está ligado a asuntos de gobierno, de su gestión y sus resultados en beneficio de la población.

Sigue a Fernando Díaz Naranjo en Twitter: @fdodiaznaranjo

Asimismo, de acuerdo a su origen derivado de un movimiento ruso del siglo XIX su esencia podría decirse que es una lucha social que busca que el grueso de una sociedad tenga mejores condiciones de vida.  Sin embargo, hoy día este término me parece ha quedado rebasado y el mismo es utilizado en forma de “ideología” para mover a las masas con promesas que son, por decir lo menos, difíciles de cumplir.

Lee el artículo El 53% de las víctimas de ciberacoso no conoce a su agresor

Este término no necesariamente está ligado a una ideología de izquierda o de derecha, aunque es más común ver su pronunciamiento en partidos o gobiernos de izquierda que buscan que con la idea de “populismo” están aplicando una “política diferente” que acabaría con un concepto de “Estado” que no ha beneficiado al grueso de la población, o, mejor dicho, con la que sólo un pequeño segmento de la sociedad se ha visto beneficiado.

Hoy México bajo esta ideología basada en tintes de “populismo” se busca impregnar a la población un determinado sentir que, entre otros aspectos, resaltan los siguientes:

  • Prácticamente todo lo realizado antes en una época que se le ha denominado “neoliberal” fue contrario a la mayoría de las necesidades de nuestra sociedad.  Con esto, se obtiene un resultado que hemos visto acrecentarse día con día de manera gradual: la polarización de la sociedad.
  • Todo lo realizado “anteriormente” por los gobiernos en turno tuvo en su actuar, vínculos con fenómenos que son muy poderosos mediáticamente: la corrupción.  Sin embargo, su demostración no siempre es sencilla y aplicable, aunque el foro discursivo se gane.
  • La busca con el populismo sentar una nueva ideología que hoy, como hemos visto, esta posicionada bajo el esquema de la “Cuarta Transformación”, aunque muchos sigamos buscando los alcances, ideología y fundamentos de la misma.
  • Impregnada en el grueso de la población que lo bueno es la “Cuarta Transformación” y lo malo es todo aquello que existió o que pretende oponerse a la misma, parecería que el escenario a quedado listo para dividir a un más a la sociedad, aunque este no se la finalidad que una auténtica gestión gubernamental debería seguir.
  • El resultado que, al final queda en la gente, es que “tenemos”, ahora sí, un gobierno cercano a la gente, aunque muchas acciones sean solo propaganda y muchas políticas tengan tintes que dejan duda de si no son de índole electoral.

Consecuentemente, este proceso ideológico de la “Cuarta Transformación” parecería caminar hacia el sentido correcto de la historia, pero, al menos para el caso de nuestra nación, los números en materia de seguridad, en materia económica, de crecimiento, de desempleo, de abatimiento de la corrupción, entre otros, no son los que todas y todos los mexicanos esperábamos.

¿Qué queda entonces?  En mi opinión, dos caminos serían fundamentales.  Por un lado, el del gobierno, esta administración, o bien del proyecto de la “Cuarta Transformación”, cambiar diversas acciones o formas de hacer las cosas empezando por dejar de dividir a la población.  Asimismo, empeñar sus acciones conforme a las auténticas necesidades de la población y no respecto a lo que “consideran” que necesita la gente.

Del lado de la ciudadanía, concientizarse, defender sus derechos, exigir al gobierno, pero, sobre todo, no permitir que la polarización trascienda pues esto nos afecta como sociedad y, tan sólo a unos meses de la elección más grande que haya tenido nuestro país, nos conviene llegar unidos y que nuestras ideologías o “diferencia de opinión” se manifieste como debe de ser:  en la boleta electoral y no fuera de ella.

¡Hasta la próxima!

*Mtro. Fernando Díaz Naranjo Analista político @fdodiaznaranjo

También te podría interesar: Del conservadurismo a la dilución de las ideologías

(Visited 29 times, 1 visits today)
Comparte esta notícia
Cerrar