Escrito por 3:00 am Destacados, En Portada, Luis Miguel Rionda

Registros enrevesados, 1

Dentro del proceso electoral local 2020-2021 en Guanajuato, transcurren los periodos de los registros de las candidaturas para integrar los 46 ayuntamientos –del 20 al 26 de marzo–, las 22 diputaciones de mayoría relativa –del 4 al 10 de abril– y las 14 posiciones de representación proporcional –del 11 al 17 de abril– del congreso local.

sigue al autor Luis Miguel Rionda en Twitter  @riondal

Los once partidos políticos buscaron los registros de sus planillas para los ayuntamientos, pero como siempre, el proceso ha sido accidentado tanto al interior de los corporativos partidistas como en el propio Instituto Electoral del Estado de Guanajuato (IEEG). En los primeros pesa mucho la lucha interna por hacerse de las posiciones más atractivas en los municipios donde cada instituto político tiene más competitividad.

Lee el articulo: Violencia política de género: desde todos los frentes

En el IEEG, a pesar de meses de preparativos y de capacitación de los centenares de trabajadores eventuales que se contratan para este fin, volvió a desbordarse el proceso, hasta el punto en que se despertaron muchas suspicacias entre actores y observadores.

Esta faena siempre ha dado dolores de cabeza a unos y a otros. No ayuda la legislación local. La Constitución de Guanajuato en su artículo 110 demanda pocas condiciones para ser miembro de un ayuntamiento: ser ciudadano guanajuatense en ejercicio de sus derechos; tener por lo menos veintiún años cumplidos al día de la elección, y tener al menos dos años de residir en el municipio respectivo. Es todo.

Sin embargo, en la ley electoral local se enlistan los siguientes requisitos para el registro de candidaturas: a) declaración de aceptación de la candidatura; b) copia certificada del acta de nacimiento; c) constancia que acredite el tiempo de residencia del candidato, expedida por autoridad municipal competente o acta emitida por notario público en la cual se haga constar el domicilio del interesado, así como los años de residencia; d) copia del anverso y reverso de la credencial para votar y constancia de inscripción en el padrón electoral; e) manifestación por escrito del partido político postulante en el que exprese que el candidato, cuyo registro solicita, fue electo o designado de conformidad con sus estatutos.

En el caso de los guanajuatenses en el extranjero se agrega la necesidad de acreditar la residencia binacional con matrícula consular expedida al menos dos años antes; copia certificada del acta de nacimiento o certificado de propiedad por el que se compruebe que se cuenta con un bien inmueble en el estado, y constancia que acredite el tiempo de residencia del candidato, expedida por autoridad municipal o por notario público con el domicilio del interesado, que acredite que el migrante ha regresado al estado hace por lo menos 180 días antes de la elección.

En mi opinión, son requisitos excesivos y hasta redundantes, que abren posibilidades para que algunos emisores de la documentación entorpezcan dolosamente su emisión.

No tengo el dato del número total de registros que se recibieron en el IEEG para integrar los ayuntamientos. Pero en el proceso anterior fueron 4 mil 713 registros. Si hacemos un cálculo ranchero sobre el número total de documentos que sustentan esos registros –al menos cinco documentos cada uno– da un total de 23,565. Cada documento debe ser revisado cuidadosamente por un abogado. No hay margen para el error, y evitar impugnaciones.

A la documentación se añade la exigencia legal de paridad de género horizontal y vertical, que además debe atender la división de los municipios en tres estratos según la competitividad del partido. Esto para evitar que las candidatas sean destinadas a los municipios o distritos imposible de ganar. Muchos partidos sufren para concretar la paridad por haber descuidado su capital femenino.

Los cambios de último momento que los partidos realizan en sus listas complejizan el trabajo. Los errores y omisiones son inevitables, y eso provocó que muchos registros fueran rechazados por la autoridad, como sucedió con once planillas de Morena. Pero de eso quisiera discurrir la próxima semana…

También te podría interesar: Rumbo a la renovación de la Cámara de Diputados

(*) Antropólogo social. Profesor de la Universidad de Guanajuato, Campus León. luis@rionda.net – @riondal – FB.com/riondal – ugto.academia.edu/LuisMiguelRionda

Nueva comunicación
Nueva comunicación
(Visited 23 times, 1 visits today)
Comparte esta notícia
Cerrar