Escrito por 2:30 pm Igualdad de género

La crisis aumentará la pobreza de las mujeres: ONU

pobreza de las mujeres

La ONU Mujeres y el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) publicaron recientemente un informe que constata que la crisis del COVID-19 “aumentará drásticamente la tasa de pobreza de las mujeres y ampliará la brecha entre hombres y mujeres que viven en la pobreza”.

De acuerdo con el documento, la pandemia arrastrará á a 96 millones de personas a la pobreza extrema para 2021: 47 millones son mujeres y niñas. Así, aumentará a 435 millones el número de mujeres y niñas que viven en la pobreza extrema en el mundo y la cifra no disminuirá en por lo menos diez años.

Las cifras publicada por las agencias de la ONU demuestran la disparidad de la pobreza, que es mayor en las mujeres: el pronóstico indica que para 2021, habrá 118 mujeres jóvenes en pobreza extrema por cada 100 hombres jóvenes en esta condición.

Además, está el tema de la sobrecarga de responsabilidades que tienen las mujeres en términos del cuidado de la familia, a lo que se suma que tienen trabajos peor remunerados y con menos protección social, lo cual ha empeorado este año con la llegada de la crisis del COVID-19.

“Se esperaba que la tasa de pobreza de las mujeres disminuyera en un 2.7% entre 2019 y 2021, pero las proyecciones ahora apuntan a un aumento del 9.1% debido a la pandemia y sus consecuencias”, señala el informe.

La pobreza de las mujeres al alza

“El aumento de la pobreza extrema de las mujeres, en particular en esa etapa de sus vidas, es una dura muestra de los profundos defectos en la forma en que hemos construido nuestras sociedades y economías”, señaló sobre la situación Phumzile Mlambo-Ngcuka, directora ejecutiva de ONU Mujeres.

Y es que para 2030 las cosas podrían ser aún peores. La perspectiva para 2021 de que por cada 100 hombres de 25 a 34 años que vivan en pobreza extrema (con 1.90 dólares al día o menos) haya 118 mujeres en la misma situación, podría incrementar a 121 mujeres en ese año.

ONU Mujeres y el PNUD plantearon que las mujeres podrían salir de la pobreza con una estrategia integral de los gobiernos que mejore su acceso a la educación, a salarios justos, entre otros derechos.

“Invertir en la reducción de la desigualdad de género no solo es inteligente y asequible, sino también una decisión urgente que los gobiernos pueden tomar para revertir el impacto de la pandemia en la reducción de la pobreza”, apuntó Achim Steiner, administrador del PNUD.

El documento estima que se necesitaría únicamente el 0.14% del PIB mundial (2 billones de dólares) para sacar al mundo de la pobreza extrema en 2030. Además, señala que con 48 mil millones de dólares se podría cerrar la brecha de pobreza de género.

“Sin embargo, el número real podría terminar siendo mucho más alta, especialmente si los gobiernos no actúan, o lo hacen demasiado tarde (…) El aumento constante de otras desigualdades de género preexistentes también afectará estas cifras”, señala.

Lee también: “Sobrecarga de cuidados y trabajo doméstico, un rostro más de la crisis”

Recomendaciones

ONU Mujeres y el PNUD publicaron las siguientes recomendaciones para avanzar hacia un mundo más equitativo con las mujeres y tratar de disminuir el terrible impacto de la pobreza:

  1. Abordar la segregación ocupacional
  2. Mejorar las brechas salariales de género
  3. Solucionar el acceso inadecuado a servicios de cuidado infantil asequibles
  4. Introducir paquetes de apoyo económico para mujeres vulnerables en los países
  5. Aumentar las medidas de protección social dirigidas a mujeres y niñas
  6. Ampliar la disponibilidad de investigación y los datos sobre los impactos de género del COVID-19

Consulta el informe completo de ONU Mujeres y el PNUD (en inglés):

gender-equality-in-the-wake-of-covid-19-en

(Visited 315 times, 1 visits today)
Comparte esta notícia
Cerrar