Escrito por 9:00 pm Desigualdades, Mundo

La pobreza infantil aumentará significativamente este año

pobreza infantil

Antes de la emergencia sanitaria del coronavirus, había en el mundo 356 millones de niños viviendo en condiciones de pobreza extrema, es decir, uno de cada seis menores de edad. Este 2020 se prevé que la pobreza infantil aumente debido a la crisis económica y social.

“Aunque los niños representan cerca de un tercio de la población mundial, son casi a mitad de la población extremadamente pobre. Además, tienen más del doble de probabilidades de ser paupérrimos que los adultos”, indica Unicef.

Este organismo y el Grupo Banco Mundial revelaron cifras alarmantes de la situación de millones de niños que viven en la pobreza: dos tercios de esos niños habitan en África subsahariana, en hogares que subsisten solamente con 1.90 dólares al día o menos por persona en promedio. En el sur de Asia vive casi una quinta parte de la infancia más pobre del mudno.

Aunque el número de personas que viven en la pobreza extrema disminuyó 29 millones entre 2013 y 2017, los avances en la materia han sido lentos y desiguales, además de frágiles, ya que los efectos de la pandemia podrían ser devastadores.

Además, son los niños más pequeños quienes se encuentran en la peor situación, pues el 20% de los niños en pobreza tiene menos de cinco años y vive en hogares extremadamente pobres del mundo en desarrollo.

“La pobreza infantil es más frecuente en países frágiles y afectados por conflictos, donde más del 40% de los niños viven en hogares extremadamente pobres, en comparación con el 15% de los niños de otros países. Además, el 70% de los niños en situación de pobreza extrema vive en un hogar donde el jefe de la familia trabaja en el campo”.

El informe advierte que el COVID-19 hace falta protección social para mejorar los mecanismos de supervivencia de la población más pobre y vulnerable frente a la pandemia y asegurar su recuperación a largo plazo.

“Los gobiernos necesitan con urgencia un plan de recuperación infantil para evitar que muchos más niños y sus familias alcancen niveles de pobreza que no se habían visto durante muchos, muchos años”, ha señalado al respecto Sanjay Wijesekera, director de Programas de UNICEF.

La pobreza extrema priva a cientos de millones de niños de la oportunidad de alcanzar su potencial en términos de desarrollo físico y cognitivo, señalan los expertos, por lo que desde ahora están amenazadas sus oportunidades para acceder a una vida digna en la etapa adulta.

“Es crucial que nunca que los gobiernos apoyen a los hogares pobres con niños ahora y reconstruyan su capital humano durante la recuperación”, ha exhortado en este sentido Carolina Sánchez-Páramo, directora mundial de Pobreza del Grupo Banco Mundial.

(Visited 86 times, 1 visits today)
Comparte esta notícia
Cerrar